Se muestran los artículos pertenecientes a Octubre de 2014.

---SOBRE LAS ONG---

Publicado: 09/10/2014 15:15 por Cristo en sin tema
20141009151529-imagen498.jpg

SOBRE LAS ONG.

A 20 de septiembre de 2014.

 

Me alegro grandemente de que ya (Supuestamente) hayáis solucionado los problemas de Estabilidad y desarrollo de Libia.

 

Ahora que ya habéis demostrado que tenéis el poder y la sabiduría, para resolver los problemas sociales de Libia, aprovechar vuestro supuesto impulso y poderío, para también resolver los problemas sociales españoles, portugueses, franceses, italianos, palestinos, israelíes, chinos, indios, coreanos, rusos, africanos, americanos, árabes, cristianos, musulmanes, religiosos, ateos, machistas, feministas, ricos, pobres, justicias, injusticias, etc.

 

Supongo que debido a vuestras supuestas sabidurías ya sabréis a estas alturas, que, la mayoría de las ONGs., por no decir todas, están mandadas, dirigidas y organizadas, en su cúspide, por los mismos que organizan las políticas, las economías, modelos sociales y religiosos, etc.,  y planean los comercios de drogas, armas, de productos básicos y necesarios para llevar una supuesta vida digna en cuanto a mantener unos cuerpos físicos más o menos saneados, pero de espíritus y mentes enfermas. Y, son los mismos que mueven los hilos de las discriminaciones, racismos, y toda clase de injusticias sociales. Y son los mismos que deciden donde se deben y en que parte del mundo se ha de contaminar, contagiar, con epidemias, pandemias, infecciones, etc., para desbastar a una parte de la humanidad, como por ejemplo el Ébola, SIDA, hepatitis, canceres, radiaciones mortales en los hospitales, campañas para eliminar a ciertos colectivos sociales que ya han dejado de ser productivos (Tercera edad, jubilados, sin techo, parados, pobres, etc.) Y, también, los que están en la cúspide de las ONGs, son los que organizan las conferencias de paz, de justicia, de solidaridad, de caridad, para luego, desde las oscuras sombras de sus almas y despachos, y después de recoger todos los premios, glorias, méritos, y regalos que reconfortan sus bajos instintos, etc., organizar y planear, nuevos conflictos, guerras, enfrentamientos, pobrezas, miserias, discriminaciones, nacionalismos, diferencias humanas y diferencias inhumanas, para desestabilizar y confrontar, a todo tipo de colectivos sociales entre sí, entre regiones, naciones, países, para que su mundo imperfecto siga funcionando como a ellos les hace sentirse superiores, mejores, santos, buenos y casi perfectos, en su hipócrita humildad, y, repartiendo con su santa caridad, algunas migajas de todo lo que han robado, expoliado, explotado, y, pisoteado y bien amasado, con el estiércol pegajoso que arrastran bajo sus santos pies religiosos o ateos. ¿A quién creéis que engañáis? ¡La verdad es que engañáis a muchos, a miles y a millones! ¡Pero sobre todo engañáis a todos los que desesperadamente necesitan ser engañados, y a esos que son como vosotros, y necesitan vivir en vuestro mundo perfecto en injusticias y corrupción, donde políticos, religiosos, ateos, ricos y pobres, no pueden concebir un mundo que sea diferente al cual estáis acostumbrados por tradiciones sanguinarias, bestiales, tradiciones crueles, tradiciones morbosas, tradiciones sádicas, etc., para gustar del sabor picante oculto que condimenta lo más íntimo de vuestros corazones con calamidades, sufrimientos, egoísmos, padecimientos, angustias, propias y ajenas, sin las cuales os sería imposible vivir y concebir la existencia del ser humano, aunque en las fachadas de vuestros luminosos anuncios que son vuestros cuerpos y caras, aparentéis, simuléis y finjáis, luchar por un mundo más justo y perfecto! ¡Todo esto es lo que os une! ¡Y todas estas diferencias son las que os igualan! ¡Y todas estas diferencias son las que os hacen particularmente iguales! ¡Y, así es como concebís y parís, y dais a luz a la realidad cotidiana,  mujeres y hombres, a todos nuestros segundos de la existencia rutinaria! ¿Qué sería de vosotros si os faltase todo esto? ¿Cómo os manifestaríais y os sentiríais, si de pronto os cortaran el suministro oculto, de lo gustosamente morboso, sádico, cruel, angustioso, y del condimento sabrosón sanguinario? ¡La verdad, la verdadera realidad, es que si os faltasen estos sabores y condimentos ocultos de vuestras personalidades, os sentiríais padeciendo un mono drogodependiente incapaz de soportar, por eso os negáis conscientemente a cambiar, y os asusta terroríficamente pensar siquiera en construir un mundo de justicia, de paz, un mundo de amor y de felicidad, como el que Dios, nuestro verdadero Dios, nos promete si cumplimos sus simples y sencillos, Mandamientos de su Ley, los cuales, disfrazamos con caridad, con piedad, compasión, y los maquillamos de secretismo y ocultismo, dándonos a entender a los borregos y humildes de la Tierra, que lo que Dios Promete y Manda para el Hombre, es lo que vosotros predicáis y prometéis, con vuestras simuladas santidades, caridades, compasiones y piedades, que tan solo competen a Uno, a Dios! ¡Más vosotros aunque finjáis santidad y buenismo, arrogándoos soberbiamente en vuestros corazones el lugar que tiene que ocupar solo Dios, hacéis y deshacéis en nombre de Dios, lo que a vosotros os apetece y os conviene egoístamente, pero, como vuestros millones de seguidores, legiones de males, son vuestros semejantes y creados a vuestra imagen y semejanza, también es lo que gustan y saborean, y disfrutan, así construís cada segundo de nuestras realidades cotidianas! ¡Porque nadie del mundo, y de ningún mundo o universo, ni planeta, ni galaxia, nos gobierna, nos dirige, nos condiciona, nos obliga, sino nadie más que los seres humanos! ¡Por eso, Dios nos concedió el libre albedrío! ¡Más Dios cuando nos hizo libres para decidir personalmente y colectivamente, sobre nuestros destinos, NOS avisó, NOS advirtió de que también seríamos responsables de nuestras conductas, actos, circunstancias, y alteraciones del orden universales básicos, que rigen todos los mundos y dimensiones inteligentes y espiritualmente racionales, y, así, como en nuestro mundo existen responsabilidades por nuestras conductas humanas, también a nivel universal, existen unas responsabilidades básicas sobre las cuales hay que responder y hacerse responsables, sobre nuestras conductas personales y colectivas, y, sobre las cuales Dios, nos advierte, y nos aconseja no transgredir, para no ser condenados, al igual que a aquí en la Tierra, los más importantes y poderosos delincuentes, encarcelan, persiguen, juzgan y condenan a otros delincuentes, o, a ciertos delincuentes, o supuestos delincuentes muchas veces por llevarles la contraria, o denunciar que lo que están haciendo, no es lo que Dios nos dice, y orienta, y manda, como verdadero y único Juez, para que no seamos juzgados en cuerpo, alma y espíritu, según las verdaderas Leyes Universales, que son las únicas válidas que garantizan la vida eterna, o que garantizan también, la verdadera muerte de nuestros diferentes cuerpos sutiles del alma y la verdadera muerte de nuestra única personalidad espiritual! 

Cristo Maestro Andar.

NOTA: Y, NO os olvidéis de lo que tanto os tengo dicho sobre las ONGs., y que es, que la mayoría del dinero que recaudan estas, no va a parar  a los fines que tanto predican, y que tanta publicidad lastimera o con que nos atemorizan, y con la que tanto nos bombardean, en sus medios de comunicaciones. Si no que, la mayoría de estos dineros los invierten en su mayoría en sus campañas bélicas de ocupación, destrucción muerte, persecución de los supuestos terroristas que ellos mismos fomentan, crean y financian, directamente o indirectamente, torturas, y rapiña de los recursos de esos países, imposición y adoctrinamiento en  las democracias corruptas, feministas, homosexuales, injustas, explotadoras de sus semejantes, etc., y, fijaos bien que digo, la mayoría de los dineros, porque algunas mijagas de estos, sirven para hacerse los buenos, que, simulando con todo su amor curar o ayudar a los pobres, enfermos, etc., lo que están es haciendo o colaborando, a expandir sus males e injusticias, para que estos negocios de las ONGs., les sigan siendo muy rentables, y propiciando, y prolongando así sus bien maliciosos y bien planeados oscuros intereses.


Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

20141017204145-foto-127-.jpg

LOS EMBROLLOS INTELECTUALES RELIGIOSOS Y EL CÁNCER DE LA HUMANIDAD.

A 17 de octubre de 2014.

 

Sopla el viento sobre mi conciencia nublada por mis ojos empañados de tristeza y soledad, mientras mis pensamientos extraviados por las presiones visibles e invisibles de persecuciones fatales, me buscan en la inmensidad del cielo de mi alma. Porque sé que estás ahí. Porque te percibo con mis sentidos atrofiados de tanta vida común. Porque te siento con mis emociones atontadas de lo mío. Porque te veo y oigo, con los ojos de lo mundano, y los oídos de los cuchicheos y rumores, que provocan las vivencias rutinarias de todos nuestros cotidianos temores. Todas estas cosas apartan mi conciencia de Ti. Todas estas cosas me alejan de Ti. Y con razón me siento culpable. Y con razón me siento perdido. Y con razón me resisto. Y con razón sé que me dejo arrastrar por la fuerte corriente de la vida humanamente social que me empuja lejos de la mano que Tú extiendes con cariño hacia mí, mientras mirándote me alejo con pena, dejándome vencer por las olas que golpean en la escollera de mi alma abatida. Pero mi humilde conciencia no te culpa a Ti, de mi debilidad. Pero mi humilde razón sabe que Tú, no eres el culpable de mis debilidades y derrotas, ante mi falta de valor y fe, para asirme a tu Mano extendida, y, también sé que, las persecuciones, presiones y maldad ajena, tampoco son excusa, para mi debilidad y abatimiento, que levantan muros de fuerza y contención, a los que yo sumo cemento e hierro. Más mi Dios, yo no te culpo a Ti de mi debilidad, de mi falta de coraje y fe, porque sé que soy yo, el que falla en sus tiernos intentos de alcanzar tu Mano extendida. Y a pesar de todos mis ignorantes conocimientos, sé que Tú, no eres el responsable de la falta de una lúcida decisión errónea de mi libre albedrío. Al menos mi Dios, intento no engañarme pensando que los demás o Tú, tenéis la culpa de mí falta de valor y fe. Reconozco mi Dios mis debilidades. Más el saber, la razón, el conocer, o la ignorancia, no son obediencia, no son el CUMPLIMIENTO, ni son el hacer. Más el hablar, charlar y predicar, no son el CUMPLIR Y OBEDECER. Más Obedecer y Cumplir para mí, es diferente, no es sacar un diez, sino sacar un trece. Porque trece es el destino con que me has revestido. Porque trece es con la responsabilidad con que me has creado desde el principio de este mundo. Porque trece es Tú responsabilidad, y porque tu responsabilidad, es mi carga, es la responsabilidad que has puesto sobre mis hombros. Yo lo entiendo, y también comprendo que esto, no es necesario que nadie lo comprenda, y mucho menos, es necesario que nadie lo acepte, porque esta es Tú Voluntad, me guste, o no me guste. Me agrade o no me agrade. O, guste, o no guste. Porque estas cosas, Tus Cosas, no son negociables, ni necesitan supervisión, ni consejo humano, ni participación democrática humana, porque es Democracia Universal. ¡No es democracia local o terrestre! Y, porque, aquí no están en juego, las normas, leyes y justicia humanas, sino las Normas, Leyes y Justicia Universales. Y, estas Cosas, se quieran comprender o aceptar, no es competencia humana, sino, de Competencia de seguridad de la guarda de la armonía y el orden Universales, donde unos pocos no pueden obligar a aceptar lo que compete a Todos, por muchas razones políticas, económicas, sociales y religiosas, que esos pocos (humanos), quieran imponer a una mayoría Universal, que es la que tiene la verdadera responsabilidad sobre toda vida que crean en todos sus mundos, y, ¡la mayoría Universal, tiene como supremo Rey, y, Hacedor y Creador, a Dios! No existe mayor Autoridad que la de Dios. Porque de Dios parte toda vida. Y porque toda vida depende de Dios. ¿Quién más interesado entonces que Dios, para salvaguardar la vida, y para que la vida sea eterna? ¡Qué estas Cosas, las queráis comprender o aceptar, no tienen importancia para Dios! ¡Porque Dios no se guía, por vuestros criterios locales, ni por vuestros instintos, ni por vuestros sentimientos, emociones, pensamientos, ni pasiones, ni deseos, particulares! ¡Sino que Dios se guía, y, es Guía, de la supervivencia Universal de la Vida! ¡Y para la supervivencia Universal de la Vida, Dios nos dio unas Normas, Orientaciones y Mandatos, a seguir, y que no se deben desobedecer, transgredir e incumplir, porque son Leyes Básicas, para que la vida más inteligente, que la simple vida mineral, vegetal o animal, NO se convierta en una herramienta que pueda convertirse en un arma, o en un cáncer, que ponga en serio peligro, o, que aniquile la Vida! ¡Y, como toda vida depende y es de Dios, es de su propiedad, tiene el deber, la obligación y la responsabilidad, de tomar las medidas adecuadas y que crea necesarias y convenientes, y tiene la verdadera Legalidad Universal para tomar, la última decisión, la última palabra, la última responsabilidad, y, además tiene el Poder para hacerlo! ¡Y porque, también además ha sido Él, el principio de toda Vida, Él es el más interesado en que la vida se desarrolle y jamás sea aniquilada, por ninguna otra democracia que surja por sus propios criterios inconscientes, que puedan poner en peligro la eternidad de la Vida! ¿Os parece mal, o inadecuado, que la Vida (Dios), nos imponga sus sanos deseos de salud? ¿Os parece mal, que si la mayoría de la humanidad, se convierte en un cáncer, Dios quiera erradicarlo, operarlo de su Ser? ¿Os resultan estas Cosas incomprensibles y difíciles de entender? ¡No! ¡A la mayoría no os resultan difíciles de comprender, sino de ACEPTAR! ¿Acaso el cáncer, por mucho que lo entienda y comprenda, va aceptar fácilmente que tiene que ser curado y eliminado? ¿Os extraña ahora, que vuestros ricos, mandamases, dirigentes, sean religiosos o no, vayan a aceptar que, son un cáncer social para la vida Universal, que Dios va a erradicar, que Dios tiene que curar y eliminar de su Ser? ¡Por mucho que lo entiendan, jamás lo aceptarán, ni participarán dócilmente, ni querrán ser curados, porque solo saben disfrutar de la vida como cáncer, y si no hacen y viven como cáncer, su vida no tiene sentido! ¡Y, para ello, engañarán a muchos, y arrastrarán a muchos a convertirse en cáncer. Porque este cáncer ha crecido mucho y se ha extendido tanto socialmente, que ocupa todas las áreas, e instituciones oficiales o no, de la humanidad, y, por supuesto ha penetrado este cáncer en las cúspides de todas las religiones, sectas, doctrinas y creencias! ¿Acaso hay que ser muy inteligente o listo, o estudiado, para ver y oír, y sentir, o pensar, que el revestimiento de todo el tejido humano que nos rodea se ha convertido en un cáncer egoísta que devora la vida y descaradamente desea acabar con ella? ¿Acaso hay que ser muy listo, o inteligente, etc., para comprender que, la mayoría de los seres humanos se han convertido en una enfermedad incurable, que no desea ser curada? ¿Quién puede sentirse bien y a gusto, y haciendo lo que debe, y haciendo lo que cree que es justo, y disfrutando con lo que hace, robando, matando, explotando a sus semejantes, convirtiendo en leyes democráticas, la mentira legal, el robo legal, la muerte legal, las guerras y las matanzas legales, y ha legalizado las injusticias como norma de vida, y ha legalizado democráticamente atacar la salud de la vida, y, democráticamente ha legalizado atentar contra la eternidad de la vida? ¡Tan solo un cáncer puede convertir en democracias estas cosas! ¡Tan solo un cáncer puede aceptar su animosa participación en todo lo que está haciendo para cumplir con sus deberes rutinarios y quehaceres cotidianos, sin importarle nada más, ni el futuro, ni la salud de la vida, ni la eternidad de la vida! ¡Porque cuando el cáncer está en un cuerpo, su meta, y toda su laboriosidad consciente o inconsciente, es extenderse hasta ocupar la suficiente extensión dentro de ese cuerpo, para que este perezca, restándole importancia, a todo lo demás, aunque con ese cuerpo, también el cáncer perezca! ¡Porque el cáncer hace lo que debe y sabe hacer, sin importarle las consecuencia, ni su destino! ¿Comprendéis ahora, el por qué, a los ricos, los poderosos, los religiosos, y demás responsables sociales, no les importa poner remedio al tejido social humano enfermo y corrupto? ¡No les ponen remedio, porque ellos son el cáncer y quienes provocan toda la enfermedad social y toda la corrupción humanas, y hacen lo que mejor saben hacer, y, se comportan como lo que son, como un buen cáncer, aunque para ello, tengan que engañar, mentir, y, simular y fingir,  que las células cancerígenas, son lo mejor, lo más adecuado, lo más evolucionado, y lo más saludable!

 

Muchas veces, me dan pena todas esas gentes, que revestidas de supuesta fe en Dios, llenan los foros, chats, religiones, etc., y se dejan guiar, engatusar o engañar, por células cancerígenas. Pero Dios me ha dado la suficiente lucidez para comprender que, el cáncer no puede infectar una célula sana, si esta, no le abre sus defensas y le permite llegar a su núcleo, o sea a su corazón. Y que si, el cáncer ha llegado al corazón de estos supuestos creyentes en Dios, es porque ya están infectadas y forman parte también del cáncer, aunque no tengan conciencia de que son un cáncer, de que son el cáncer de la Vida, y hacen lo mejor que saben hacer, colaborar animosamente con su fe cancerígena y trabajar como cáncer, y creer también, que Dios es cáncer. ¡Y, Dios no es cáncer, porque Dios es la Vida, y porque Dios es el creador de la Vida! ¡Y, porque Dios, crea la Vida, para que supere eternamente a todos los cánceres que existen y puedan llegar a existir! ¿Podéis comprender estas cosas que os digo? ¡Si no las podéis comprender, y aceptar y ser fieles a Dios, es porque ya sois cáncer y formáis parte de esta mortal enfermedad universal! ¡Más algunos, aunque estén infectados de cáncer, si reconocen que están enfermos, y luchan desesperadamente, y perseveran y resisten hasta el fin, serán salvos, serán sanados, porque así está Escrito, y porque así nos lo ha prometido Dios!

 

 

Todos tenéis vuestras razones, que son las razones de hombres. Más las razones de los hombres de hoy sean cuales sean sus religiones, sectas, doctrinas y creencias, no son las razones verdaderas de los profetas y mensajeros de Dios, inspirados y guiados por Dios mismo. Sino que, han pasado a ser religiones, sectas, doctrinas y creencias, basadas en los intereses de hombres que protegen sus pertenencias materiales, estatus sociales, y privilegios mundanos, y que nada tienen que ver, con servir a Dios y tratar de cumplir todos los días de nuestras rutinarias vidas con las Sagradas Escrituras. Y Estas, las habéis convertido en una mezcla indescifrable y misteriosa, e incapaz de ser entendidas con sencillez y cordura, y, Dios, no hace las cosas tan misteriosas e ininteligibles. Y, Dios, no hace las cosas tan sutilmente difíciles de entender y comprender, de tal manera que, tan solo los más listos, los más altos intelectuales y sabios de turno, sean capaces de descifrar. Sino que Dios es justo.  Sino que Dios es bueno. Y Dios en su santa sabiduría y justicia, pone al alcance de humildes, analfabetos y pobres de espíritu, sus mensajes, y orientaciones, para que todos, absolutamente todos, si así lo deciden en su libre albedrío, alcancen la salvación, y tengan las mismas oportunidades de salvarse. Y para ello, ha resumido de una forma clara, sencilla y humilde, todas las Sagradas Escrituras, en sus DIEZ MANDAMIENTOS DE LA LEY DE DIOS. Y, para hacerlo todavía muchísimo más sencillo, y humildemente más fácilmente de entender y comprender, y al alcance de cualquier mentalidad, por muy simple que sea, todavía ha resumido mucho más su DIEZ MANDAMIENTOS, EN DOS, A TRAVÉS DE JESUCRISTO, como son: “Amarás a Dios tu Señor, con todo tú corazón, con toda tu alma y con toda tu mente”.  Y, “AMARÁS A TUS SEMEJANTES COMO A TI MISMO”.

 

Pero es igual, como Dios ponga tan CLAROS, tan LIMPIOS, y los ponga de FÁCIL, y SENCILLOS, sus MENSAJES, SUS ORIENTACIONES, SUS MANDAMIENTOS, SUS CONSEJOS, para que el hombre pueda cumplirlos y seguirlos. Porque siempre el hombre para no seguirlos y desviarse, y, esquivarlos, busca los más recónditos y maliciosos caminos, para revestirlos de misteriosos, de intelectuales y supuestamente tan sabios, y profundos, e incomprensibles, para, confundirse consciente o inconscientemente así mismo, y para confundir y aletargar permanentemente a sus semejantes afines, huyendo así de la verdad, y de la obediencia a Dios, por egoísmo y beneficio mundano, y por ir tras sus vulgares intereses muy particulares que por cotidianos, ya le son rutinarios, y apartando de sí, y de sus semejantes, la humilde y sincera verdad, de lo que realmente Dios quiere y desea para que el hombre alcance la justicia, la paz, el amor y la felicidad social, y, huyendo y ocultando detrás de una frontera inaccesible, la obediencia humilde hacia Dios, y, de lo que nos conviene para serle fieles y al mismo tiempo, huyendo de lo que realmente nos llevaría a ser felices personalmente, colectivamente, socialmente, religiosamente, políticamente, económicamente y espiritualmente, como sería si todos los días nos esforzáramos un poquito, nada más que un poquito, en cumplir sus MANDAMIENTOS DE LA LEY, qué, para ponérnoslos más fáciles y cómodos de CUMPLIR, nos los ha resumido a través de Jesucristo en DOS. Más, por mucho que Dios resuma, facilite y nos haga las cosas más simples, está visto que, somos nosotros los que no queremos obedecerle, y pongamos cada vez más empeño en desviarnos, y, añadir más y más complicaciones y misterios, y, en vez de seguir sus pasos cada vez más fáciles de andar, hacemos voluntariamente y gustosamente, todo lo contrario, y con más saña nos rebelamos y cedemos, ante el peso abrumador de nuestros más bajos instintos, deseos, sentimientos, emociones, y  pasiones, de nuestros cuerpos animales, que son los que nos dominan con sus poderosas fuerzas. Fuerzas y poderes, que nos derrotan una y otra vez, en el campo de batalla cotidiana de nuestras rutinarias vidas.

 

¿Todavía vais a buscar más excusas? ¿Todavía pretendéis poner más y más trabas, y buscar más misterios donde no los hay, con tal de revestir sus fáciles, sencillos y humildes Mandatos, para que seamos por fin libres de nuestras ataduras animalescas, con que aprisionan nuestro espíritu las emociones, sentimientos, pensamientos, deseos y pasiones, de nuestros cuerpos materiales, y así, desviar nuestra atención diaria, PARA NO CUMPLIR SUS MANDAMIENTOS? ¿A quién pretendéis engañar, a Dios, o, a los que como vosotros son? ¡Porque tan solo os engañáis a vosotros mismos, y a los que como vosotros son, al desviar la atención de vuestras conciencias, y complicar hasta lo imposible, lo que es bien sencillo y fácil de entender, y comprender!

 

Estas cosas, nos dan a entender y a comprender a los humildes de la Tierra, que vuestras sabidurías, intelectualidad, teologías, títulos universitarios, guías, y profesionalidad, como sacerdotes, estudiosos, religiosos, sociólogos, políticos, responsables sociales, y, creyentes, no es la que conduce a Dios, ni a sus CAMINOS, ni a entender a Dios, ni a OBEDECER A DIOS, sino, que, lo embrolláis todo de tal manera, que os conduce cada vez más, a esquivar maliciosamente, la obediencia sencilla y humilde hacia nuestro Creador.

Cristo Maestro Andar.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,



-A LOS PASTORES, SACERDOTES, PREDICADORES, GUÍAS...-

Publicado: 19/10/2014 16:09 por Cristo en sin tema
20141019160915-imagen271-1-.jpg

A LOS PASTORES, SACERDOTES, PREDICADORES, RELIGIOSOS, RICOS, POLÍTICOS, GUÍAS, Y DEMÁS RESPONSABLES SOCIALES, Y SEGUIDORES Y CÓMPLICES DE TODOS ESTOS.

A 19 de octubre de 2014.

 

¡Cuánta hipocresía en vuestras conferencias y vuestros discursos!
La cruda verdad es que formáis parte de la prole y de sus afines, de todos esos descendientes malignos, que persiguieron a Jesucristo, y a los Mensajeros y Profetas de Dios, y los mandaron perseguir, encarcelar, torturar, matar y crucificar, cuando como en el caso de Jesús, decidieron con su malvado libre albedrío, soltar al delincuente Barrabás, que lo identificaba más con sus emociones, sentimientos, pensamientos, deseos y pasiones, con vuestros antepasados. No se identificaban lo más mínimo con Jesucristo, que daba verdadero ejemplo de vida a seguir según los Mandamientos de Dios. Y, de tal palo, tal astilla, porque vosotros sus descendientes y sus afines, seguís haciendo lo mismo hoy en día conmigo, y tratando de acabar conmigo, con mi vida, que todavía hace muy poco me habéis envenenado dos veces en dos días consecutivos, y participando gustosamente con todo tipo de persecución social, directamente o indirectamente por omisión, y por lo tanto, como cómplices. ¡Os aseguro, que en su tiempo, tampoco estos, se veían como delincuentes y rebeldes hacia Dios, sino que en su falsa fe, se creían muy creyentes, buenos, correctos, y, se veían a sí mismos, como personas que estaban haciendo lo correcto, lo que debían de hacer, lo que era mejor para ellos, lo que estaba bien, lo adecuado según las circunstancias, lo más propicio para sus vidas personales y sociales, lo más normal. ¿Cuántas veces tiene que repetirse la historia para que reflexionéis, para que penséis, para que toméis conciencia de la verdad y la justicia, y, para que comprendáis lo que Dios espera del hombre? ¿Os creéis que Dios, no está cansado de vuestras aptitudes hipócritas? ¿Acaso seguís tan convencidos de que vuestros comportamientos son los normales según lo que Dios Manda para que el hombre alcance el amor, la paz, la justicia y la felicidad social? ¿A quién pretendéis engañar víboras maliciosas, a Dios, o a mí? ¿Acaso una oveja pare víboras venenosas o corderos? ¿Tal vez una sociedad de verdaderos creyentes en Dios, puede parir esta realidad mundana de hipócritas, de mentirosos, de explotadores de sus semejantes, fornicadores, de ladrones, de asesinos y de toda clase de rebeldes hacia Dios? ¡No! ¡Simplemente una sociedad sana, o, verdaderamente creyente en Dios, no pare todo tipo de delincuentes y corruptos sociales! ¡Todos estos salen de vuestras entrañas! ¡Todos estos salen del fiel reflejo de quienes sois y de cómo sois! ¡Todos estos son el producto de vuestras educaciones y comportamientos reales! ¡Todos estos delincuentes son educados en vuestras escuelas, institutos y universidades! ¡Todos estos son el producto de una sociedad enferma! ¡Todos estos delincuentes son vuestros productos! ¡Todos estos son vuestros frutos! ¡Todos estos delincuentes sociales, delincuentes éticos, delincuentes morales, son lo que parís, son como vosotros, y así sois en verdad vosotros! ¡Y, que no lo queráis ver, aceptar o reconocer, demuestra que sois unos hipócritas, unos mentirosos, y constructores directamente o indirectamente, de la realidad enferma de las rutinas cotidianas!

 

¡Vivís instalados cómodamente y gustosamente, en un sueño verdadero de hipocresía, maldad y corrupción permanente, al cual, os habéis adaptado durante milenios y a través del tiempo mediante las generaciones, y al cual, os adaptáis permanentemente, y, permanentemente os engañáis a través de los siglos pensando que sois creyentes en Dios, y buenos observadores de sus Mandatos, y de buenos, humildes y servidores de lo que Dios espera del hombre, sin embargo, no sois más que de lo mismo, no sois más que todo aquello, que, lo que siempre ha estado en permanente desobediencia y rebeldía hacia nuestro Creador!

 

¡Os lo vuelvo a repetir! ¡Dios es bueno! ¡Pero Dios también es justo! ¡Y, por su Justicia, que no se doblega ante el mal y la corrupción, que seréis juzgados y condenados según está Escrito, y según Dios ha dicho! ¡Porque por muy bueno que sea Dios, no se puede doblegar, ni arrodillar, ni postrarse, ni permanecer indiferente, ante la permanente maldad que sois y los frutos que dais, y ante vuestra corrupción y permanente rebeldía a obedecer lo que Manda y desea para el hombre!

 

¡Dios ya se ha cansado de vuestra perenne aptitud a la cual os habéis adaptado confortablemente! ¡Y, Dios como aunque no lo creáis, no es tonto, sino que, es muy inteligente y no se le puede engañar, sabe que si no cambiáis, es porque no queréis! ¡Y sabe perfectamente mejor que vosotros mismos, como en verdad sois, y sabe muy bien y a la perfección, que vosotros, como buenos sufridores, como buenos y morbosos sádicos que sois, y que sobre estos estados del ser y estar, os habéis asentado y resignado, y por muchas mentiras y excusas con que os revistáis y os disfracéis, sabe muy bien que, os habéis acomodado a esta forma de ser y comportarse, y, no se os observa ganas de intentar cambiar, ni de modificar vuestros destinos! ¡Porque Dios avisó mucho y muy bien, que todo esto ocurriría, para que por lo menos tomáramos precauciones, tuviésemos temores, y así rectificar nuestras conciencias, nuestras éticas, nuestras morales, nuestras políticas, y nuestras sociedades corruptas! ¡Pero no lo hacemos, y en vez de eso, hacemos todo lo contrario, y con más rebeldía nos revolvemos, y hasta hipócritamente a Él, de ser cierto que exista para algunos, lo acusáis de todo cuanto mal acontece y sois responsables! ¡Y, todos, seáis religiosos, ateos, o no, participáis como buenos y formados cómplices, de la construcción de estas realidades, de estas sociedades, que son vuestros frutos, y de los cuales no podéis culpar a otros, porque son vuestros frutos, y, son la prueba de lo que sois, y son la evidente prueba que le sirve a Dios, para juzgaros y hallaros culpables y condenaros, según sus Justas Leyes! ¡Porque Dios aunque es bueno, no está por encima de sus Justas Leyes, porque por muy amoroso que sea, un buen Juez, no crea las Leyes para saltárselas a capricho, sino que, cuando quiere y lo desea, da buen ejemplo de su CUMPLIMIENTO, ya sea a través de su Mensajeros o Profetas, o, como Él lo prefiera hacer, para eso y por eso, es Dios Todopoderoso!

Cristo Maestro Andar.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

-OS HABÉIS APRESURADO A CELEBRAR Y A DISFRUTAR DE LA VICTORIA-

Publicado: 27/10/2014 16:59 por Cristo en sin tema
20141027165943-imagen500.jpg

OS HABÉIS APRESURADO A CELEBRAR Y A DISFRUTAR DE LA VICTORIA.

A 27 de octubre de 2014.

 

¿Acaso no os he avisado? ¿Acaso no os lo había advertido? ¡Pero es igual lo que os diga y lo que se os diga, porque también como os lo había dicho, así se ha cumplido! ¡Y, os dije que os confundiría, que os trastornaría y que para derrotaros os enfrentaría a los unos con los otros, y, que volvería vuestras maldades contra vosotros mismos! ¡Pero esto no se ha acabado, y como vuestra persecución contra mi vida no ha finalizado, así también yo os apretaré todavía más, porque Dios ya se ha cansado de esperar! ¡Porque Dios, ya se ha cansado de daros oportunidades para rectificar y cambiar vuestras malignas y rebeldes personas, aptitudes, políticas, economías, sociedades y vidas! ¡Vosotros no lo sabéis, pero yo lo sé! ¡Vosotros en vuestras euforias producidas por el enajenamiento de vuestros vaporosos y nebulosos poderes, drogas, falsas creencias, fe en la muerte, no fe en la vida, NO sabéis que ya estáis derrotados! ¡Pero yo lo sé! Y, a través de los años, mal que os pese reconocerlo, todo lo que he aventurado ha ido sucediendo, porque esta es la Voluntad de Dios. Y, la Voluntad de Dios, también es mí voluntad, aunque no queráis reconocerlo y aceptarlo. Más aunque no queráis reconocerme, sé muy bien, pese a vuestros intentos por intentar ignorarme y despreciarme, que me teméis y mucho. Me teméis más que a vuestros enemigos. Al fin y al cabo, con vuestros enemigos, que en definitiva son como vosotros mismos y que lucháis y os disputáis, los recursos de los pueblos, los poderes sociales, las riquezas, y, hasta os disputáis, los suculentos y sabrosos banquetes de la corrupción, animados por vuestros más bajos instintos, y claro, siempre que no os pillen, y cuando os pillen, nunca pillarán a todos, solo a algunos. ¡A los que les toque! ¡Pero todos estáis hechos de la misma pasta! ¡Y, esta pasta huele a suspenso y fracaso! ¡Esta pasta materia viva, huele a muerto, a funeral y a difunto! ¡Esta materia desechable, de la que todos vosotros, rebeldes hacia Dios, estáis hechos, huele a lavado estiércol, a rancia mierda, y a perfumada caca fresca! Pero todo esto no lo notáis, porque todos oléis a lo mismo, y por lo tanto no lo sabéis. ¡Bueno, aunque los perros os distinguen a los unos de los otros, porque no todos los muertos huelen igual, ni todas las cacas huelen igual por mucho que os duchéis y perfuméis. ¡Ni aunque no queráis reconocerlo y aceptarlo, ni mucho más admitirlo, todos vuestros ocultos miedos y temores hacía mí, huelen igual! Si, aunque no queráis conscientemente aceptarlo, reconocerlo y admitirlo, me teméis, por eso tratáis de ignorarme, y por eso habéis intentado silenciarme y acabar con mi vida. Porque de ser verdad, que no me temieseis, vuestras reacciones hubieran sido más normales. Vuestras aptitudes hubiesen sido más corrientes. Vuestros comportamientos para conmigo, hubiesen sido tan vulgares como lo son con vuestros supuestos enemigos o amigos. Pero el tratar de que yo pase inadvertido para el resto del mundo, y vuestras ocultas tramas y maliciosos planes en las sombras y en las noches de vuestras bajas pasiones, que habéis tejido sobre mí y mi vida, os delatan. Pero, estas cosas para mí ya no tienen importancia, porque yo conozco parte del futuro, de lo que nos aguarda, y sé que vosotros ya estáis muertos en vida sin saberlo, sin notarlo. ¿Y, sabéis porque todavía no os habéis enterado de que ya estáis muertos? ¡Porque realmente vuestra vida es festejo de pasiones y deseos, y es todo esto, porque vuestra vida profunda e inconsciente, sabe lo que realmente está pasando, sabe lo que verdaderamente le aguarda, y sabe, que estáis disfrutando de la despedida de solteros, porque os vais a desposar definitivamente con la muerte! Porque vuestra vida inconscientemente profunda, intuye perfectamente, que estáis disfrutando de la borrachera que acabará con vuestras vidas personales.

 

Todas estas cosas que os digo, ¿todavía no las entendéis? Bueno, os lo diré de otra sencilla forma. A ver si entendéis esto: Imaginaos que circuláis en bicicleta por una suave carretera recta de muchos kilómetros, y os ponéis a pedalear con todas vuestras fuerzas hasta que estas se agotan y dejáis de pedalear. Por supuesto que sí es recta la carretera y debido a la velocidad que ya habíais alcanzado, seguiréis avanzando un buen trecho, pero luego la velocidad se irá reduciendo muy pronto hasta que os paréis. Pues así mismo también ocurre con la vida, porque la vida tiene inercia, tiene impulsos, tiene fuerza centrífuga, más cuando estas fuerzas que la poseen (Seres humanos caducos) dejen de impulsarla, de moverla, de animarla, de motivarla, los desechará, y, buscará nuevos y sanos inquilinos para que la habiten, la cuiden, la ordenen, la respeten, y sobre todo, ¡que la aprecien! Y la mayoría de vosotros, no os enteráis de que ya estáis muertos espiritualmente, porque todavía vivís dentro de esa inercia que os queda. Todavía disfrutáis de la fuerza centrifuga viva que os queda. Y esto no os capacita para comprender, que la vida espiritual que está en la materia, ya os ha desechado, ya os ha programado para que vuestras instintivas personalidades que atentan contra la eternidad de la vida, se apague, se funda y desaparezca para siempre, porque ya no le sois útiles, ya no servís para seguir pedaleando, porque os negáis a seguir pedaleando, porque rebeldemente os negáis a participar voluntariamente en la continuidad eterna de la vida. ¿Entendéis estas cosas sencillas? ¡Bueno, aunque no las entendáis no importa, pero este es el destino que os aguarda, queráis o no. Lo aceptéis o no, lo reconozcáis o no, lo admitáis o no, este es vuestro problema, esta es vuestra aptitud. Porque Dios, ha dado las mismas oportunidades por igual a todos, porque Dios es justo.

 

Sí fueseis un poco más inteligentes, y no me refiero a vuestra listeza instintiva, no me refiero a vuestra inteligencia animal, sino que estoy hablando de una inteligencia que lleva al hombre a comprender que obedecer lo que Dios Manda, es vacunarse contra todo tipo de programas de vida, destinados y programados, para acabar con lo que no le es útil y servicial, para la continuidad de la vida, y para que la vida se eternice. De verdad y de cierto os digo que, estos programas de vida existen. No es mi problema si ignoráis todas estas cosas. Son vuestros problemas, y son los problemas que acabarán con la vida de vuestras personalidades, porque seréis reciclados, y vosotros ya no existiréis más, porque tan solo servís para producir desechos, y, la naturaleza espiritual se deshace de todos sus desechos, así como vosotros también lo hacéis con vuestros desechos. Porque si de verdad fueseis inteligentes, os daríais cuenta de que, existe una Inteligencia Suprema y Sabia que habita en toda naturaleza, en todo ser, que es la que ha creado vuestras inteligencias, vuestras conciencias, vuestros cerebros, vuestras neuronas, y que os ha creado a todos vosotros, a lo que sois, pero NO a como sois. Porque a como sois es obra vuestra, y decisión tomada libremente por vosotros mismos, y por eso sois responsables de como sois y en lo que os habéis convertido.

 

Vosotros me veis derrotado y vencido, pero solo he perdido las batallas, porque así como puedo ver parte del futuro, sé que la victoria de la guerra la gano yo. La victoria es mía. Yo, ya lo sé. Pero vosotros nada sabéis, porque vivís para disfrutar del momento y del día a día, pisoteando para ello a vuestros más humildes semejantes, y despreciando, el amar a vuestros semejantes como a vosotros mismos. Porque el amor a vuestros semejantes como a vosotros mismos, resumen en más de la mitad, los Diez Mandamientos de la Ley de Dios. Por eso vuestro disfrute de la vida, es injusticia para Dios. Y por vuestras injusticias ya habéis sido juzgados y condenados, solo que no lo sabéis. Pero es normal, porque de estas cosas poco sabéis, porque os concentráis en saber y estudiar, de todo aquello que hace vuestras vidas más egoístamente, cómodas, fáciles, y supuestamente felices, pero a costa del esfuerzo injusto y sacrificio abusivo a que sometéis sádicamente, morbosamente y caprichosamente a vuestros semejantes. ¿Ah, que muchos lo sabéis, y lo hacéis porque os gusta y disfrutáis haciéndolo? ¡Bueno, eso está bien, porque Dios también sabe que lo sabéis y no le temblará la mano a la hora de aplicar su Justicia!

Cristo Maestro Andar.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,